“Se prevé que la producción mundial de carne avícola llegue a duplicarse en 2050, alcanzando los 200 millones de toneladas. Este incremento exige la máxima eficiencia posible en la producción de aves de engorde. Para lograr el crecimiento más eficiente, manteniendo a su vez la salud del grupo de aves, hace falta sacar el máximo partido de las aves y contar con la profesionalidad del encargado de la granja, lo que exige un inicio óptimo”.

Khalil Yaqut - Director de ventas en Rusia / CIS / Oriente Medio, Vencomatic Group