Ovoset

La nueva empacadora de huevos nos hace confiar en el futuro

Lectura de 3 min publicado en 6 diciembre 2020

En la empresa familiar Wessels-Vetker, Sander Vetker representa ya la tercera generación. Su abuelo Henk Wessels (87 años) ya tenía una granja de cría de gallinas reproductoras y Sander (25 años) todavía la conserva, junto con su padre Frits Vetker (57 años). Su madre Erna-Vetker-Wessels (56 años) se encargaba de la administración. Sander: «Ya no se dedica a eso. Pero todavía cuida de nuestra empresa; se ocupa, de hecho, del equipo humano, para ser precisos».

La empresa Wessels-Vetker, con sede en Wierden, tiene 50 000 animales (46 000 gallinas y el resto de gallos) y representa a tres generaciones de reproductoras que han optado por el producto Prinzen. La última instalación que tienen ahora es un Ovoset Pro con una Ovograder y un Trolleyloader. Sander también está totalmente satisfecho con la reciente compra de una nueva instalación. El servicio ofrecido juega un papel importante en esto. Sander: Con la instalación de Prinzen casi nunca tenemos problemas. Si surge algún problema de funcionamiento, con una llamada de teléfono podemos arreglarlo nosotros mismos siguiendo las instrucciones del proveedor. De esta manera, se avanza rápidamente, pues los huevos no esperan; ellos solo tienen que eclosionar siete días a la semana. Si la ayuda no funciona por teléfono, el proveedor viene corriendo. Como cuando dejó de funcionar la bomba con la que se succionan los huevos. Entonces realmente tienes un problema, porque ya no puedes hacer nada. No era el relé, por lo que debía ser la bomba de vacío. Vienen y lo arreglan inmediatamente.

Orientados a la solución

Según Sander, el pensamiento de Prinzen está orientado a la solución; nada les resulta imposible: En 2007 mi padre tuvo una hernia. En ese momento la elección de un Trolleyloader se hizo rápidamente. Pero no había espacio para la colocación en una sola línea de una empacadora y un cargador. Vinieron a echar un vistazo y luego el Trollyloader se colocó junto a la línea desarrollando un sistema de desplazamiento lateral especialmente adaptado a nuestra situación.

Sander está satisfecho con las posibilidades de expansión de las instalaciones Prinzen: Hemos sido capaces de dar a nuestra vieja empacadora de la serie PSPC un lugar en nuestra nueva línea de empacado. Ahora podemos empacar huevos para incubar, pequeños huevos para incubar y huevos de mesa. Los pequeños huevos para incubar son empacados con la antigua embaladora PSPC. La hemos revisado y ahora vuelve a entrar. La antigua empacadora todavía se ve bien, pero eso es también porque ya estaba hecha de acero inoxidable. El acero inoxidable hace que toda la instalación sea fácil de limpiar. Por cierto, no tiene que estar impecable para que funcione la instalación, porque si se lubrican las partes móviles regularmente, todo seguirá funcionando correctamente. Pero quiero una máquina limpia, porque encaja con nuestro protocolo de higiene. Y el acero inoxidable es ideal porque puedes rociarlo fácilmente para limpiarlo; dos o tres veces por turno. Porque con 30 000 huevos, siempre se ve algún huevo con la cáscara débil.

Más clases de huevos

Orientados al futuro; así es como Sander describe las instalaciones de Prinzen: van a la cabeza y eso se puede ver especialmente con el sistema Ovograder. Si lo comparas con la primera báscula de Prinzen, Elgra, el la Ovograder es mucho más rápida. Con la Elgra eramoscapaces de pesar 15 000 huevos por hora, ahora pesamos 30 000; en teoría está bien entonces, porque en la práctica siempre hay algunos puntos vacíos en el neumático. Además, con Ovograder hemos ganado en precisión. Si, por ejemplo, se pega una pluma a la celda de carga, la pesadora se corrige a sí misma para obtener siempre el movimiento perfecto de la proteína. Pero lo más importante, en mi opinión, es que Ovograder puede manejar más clases de huevos. Esto es importante para nosotros, porque nos permite seguir siendo interesantes para nuestros clientes aportando valor añadido. Todavía no sé exactamente cómo será eso en el futuro. Pero sí sé que ser capaz de suministrar diferentes pesos de huevos conducirá a un aumento de la calidad y a un mejor rendimiento, también para nuestros clientes.

Entonces, ¿es realmente una instalación ideal la empacadora Prinzen? Bueno, si eres un criador de cerdos o un lechero, no lo elegiría porque no te serviría de nada, bromea Sander Vetker.

Contacta conmigo

Picture of Edwin Vlems

Publicado por

Edwin Vlems
Edwin Vlems es el director de marketing del Grupo Vencomatic.

Haga crecer su negocio con
el menor impacto medioambiental

Dos cosas que todo el mundo ama.